Consejos

TRAS LAS PUERTAS CERRADAS

La Incontinencia urinaria en niños grandes no es nada de lo que avergonzarse.

Volvió a suceder: tu hijo o hija mojaron la cama. Noche tras noche, padres como ustedes pasan por el problema de Incontinencia urinaria en niños grandes de sus hijos. Por lo embarazoso de la situación, muchos niños se sienten avergonzados cuando se despiertan mojados. Por eso es importante que los padres ayuden a sus hijos a comprender que no hicieron nada malo y que es parte natural de su crecimiento.

 

¿Por qué nos está pasando?

 

Para ayudar a evitar la vergüenza, es importante que tu hijo entienda las razones por las que moja la cama y asegurarle que hay muchos niños en su misma situación. Según la American Academy of Pediatrics (Academia Estadounidense de Pediatría), uno de cada cinco niños de 5 años y uno de cada diez de 6 años mojan la cama.

 

Aunque las razones para la Incontinencia urinaria en niños grandes varían de un niño a otro, la mayoría de las veces se trata de esperar a que sus cuerpos acaben de madurar. "Algunos solo tienen vejigas pequeñas; en el caso de estos niños, es muy probable que el problema acabe por desaparecer, ya que sus vejigas crecen con el resto de sus cuerpos", dice el Dr. Vinay N. Reddy, profesor adjunto de desarrollo humano y pediatría en la Michigan State University.

 

A menudo, los niños que mojan la cama tienen un sueño tan profundo que no se despiertan cuando toca ir al baño. "Insistía en preguntarle a mi hija por qué no se levantaba para ir al baño, y su respuesta era que no sentía ganas", cuenta Michelle. Tras probar varias "curas" posibles, Michelle descubrió que su hija no mojaba la cama tanto como cuando caía rendida de cansancio.

 

Si te pasa como a Michelle, que tiene una hija que desde los 6 años empezó con episodios intermitentes de Incontinencia urinaria en niños grandes, quizá te parezca que esta fase de la vida de tu hijo nunca desaparecerá. Pero la realidad es otra. La mayoría de los niños deja de mojar la cama a medida que van creciendo. De hecho, según el Michigan Urology Center (Centro de Urología de Michigan), adscrito a la University of Michigan en Ann Arbor, solo el 5 % de los niños de 10 años continúan mojando la cama. Y según la National Kidney Foundation (Fundación Nacional del Riñón), esto mismo les ocurre a solo uno o dos de cada 100 niños cuando cumplen los 15.

 

¿Cómo puedo tranquilizar a mi hijo?

 

Sin embargo, hasta que llegue ese día, la forma en que reacciones a los "accidentes" de tu hijo puede afectar a sus sentimientos. Gritarle o hacerla sentir mal no la ayuda con su problema y solo le dañará su autoestima.

 

"Es importante que los padres sepan que los niños que mojan la cama suelen estar dormidos, por eso no es un acto voluntario", dice el Dr. Warren Silberstein, pediatra de Lynbrook, Nueva York. "Castigar a los niños es inútil y perjudicial hasta tal punto que puede agravar el problema".

 

El Dr. Silberstein sugiere empezar a buscar una solución acudiendo al médico del niño. "Si su hijo es mayor de 6 años y todavía moja la cama, debería considerar la posibilidad de llevarlo a su pediatra…," dice.

 

Cuando su médico esté implicado en la solución del problema, puede vigilar a su hijo y confirmar que su desarrollo es el adecuado para su edad.

 

Es importante que los padres re afirmen a sus hijos la idea de que la Incontinencia urinaria en niños grandes es un problema común que no tienen que resolver solos.

 

Tras hablar con el pediatra, es importante que los padres continúen tranquilizando a sus hijos diciéndoles que la Incontinencia urinaria en niños grandes es un problema común, y que no están solos, dice Molly Haig, responsable de la línea de atención e información de la organización Education and Resources for Improving Childhood Continence (ERIC, Educación y Recursos para Mejorar la Continencia en la Infancia).

 

¿Qué podemos hacer hasta que la Incontinencia urinaria en niños grandes desaparezca?

 

Para ayudar a aliviar el problema hasta que desaparezca para siempre, prueba la Ropa interior GoodNites® para la noche absorbente, como los Calzoncitos entrenadores GoodNites®. Ayudan a mantener la cama seca, de modo que no tendrá que levantarse en mitad de la noche para cambiar las sábanas ni dormir en el suelo con su almohada y manta. Además, si tu hijo se va a dormir a casa de sus amigos o de campamento, puede ponerse la Ropa interior GoodNites® para la noche desechable sin que nadie se dé cuenta cuando se ponga su pijama, para que nada le perturbe el sueño.

 

Aunque a algunos padres les preocupa que la Ropa interior GoodNites® para la noche absorbente desechable pueda retrasar el momento de permanecer ya siempre seco por la noche, según la National Kidney Foundation, no hay pruebas que indiquen que estos productos provoquen ese efecto. Al contrario, estos productos ayudan a que tu hijo se sienta más seguro y bajo control para poder afrontar situaciones difíciles para él como dormir fuera de casa.

 

No importa lo difícil que pueda ser la Incontinencia urinaria en niños grandes durante la infancia, regala a tu hijo unos abrazos extras y recuérdale a menudo que estás ahí para ayudarle. Ambos lo hacen lo mejor que pueden, continúen así y pronto todas las noches serán secas.

 

Información tomada de: https://www.goodnites.com/es-us/

¿A los 5 años mi hijo es muy grande para mojar la cama?

Rutinas / Consejos

Soluciones sencillas para accidentes nocturnos ocasionales

Consejos / Entendiendo el problema

Calzoncitos nocturnos desechables para una tranquila noche de sueño

CONÓCELOS

Uso de Cookies

Este sitio web utiliza cookies para ayudarnos a brindarte la mejor experiencia cuando nos visitas. 
Conoce nuestra Política de Cookies.

Aceptar
x